Ciencia y Consciencia

TONI BENNÁSSAR

3- metafísicacem.org

DEFINICIÓN

Al despertar y apartar de nuestra vista el antropocentrismo, nada nos impide imaginar una Divinidad omnisciente, omnipotente, omnipresente y eterna.

No estamos hablando de un Ser tal como nuestra razón lo concibe, sino de un infinito campo de Energía Sabia. Parece obvio que estas palabras no significan lo mismo para nosotros que para otro mamífero, un reptil o una hormiga, y menos todavía para habitantes de otras galaxias experimentando un espacio-tiempo tal vez miles de años más avanzado que el nuestro, y es Allí que intentaremos llegar a través de nuestra mente.

La anterior definición puede ser la de una divinidad aceptada universalmente por la mayoría de seres humanos, aunque lo imaginable hoy sea muy diferente de lo imaginado cualquier época anterior, en la misma proporción que lo son la ciencia y la consciencia. Mi pregunta es si la omnipotencia y omnipresencia pueden ser compatibles con un Ser humanizado. Si así fuese, la magia en todos sus niveles podría ser considerada una Realidad.

Del Nazareno y de su época hemos conocido poco más de lo escrito en el Nuevo Testamento. Hoy sin embargo y debido a las nuevas tecnologías, podemos ampliar considerablemente la información del mismo a un nivel de saber lo que ocurre en cualquier lugar del mundo, en un tiempo y una precisión que hace apenas un siglo hubiesen parecido magia.

De la eficacia o torpeza de los principios hablan los resultados, y todos nosotros somos hijos de aquellos tiempos que ya son historia.

Deberíamos ir pensando que toda lectura del pasado no es solo una curiosidad, sino también la consecuencia de lo que está ocurriendo hoy y de lo que ocurrirá en un próximo futuro.

Así parece que funciona el universo, nuestros movimientos de hoy aparecerán mañana considerablemente ampliados a través de nuestros hijos, para bien o para mal.

Siguiente página →

Páginas: 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20